PR-AB
25
Camino Historico 1 Paterna-Vegallera(por el Batán del puerto).
  • Estado:
    Operativo
  • Longitud:
    8,90km
  • Cota maxima:
    1.410m
  • Cota minima:
    1.068m
  • Acumulado:
    599m
  • Dificultad:
    Media
  • Epoca:
    Primavera, Otoño, Invierno
  • Etiquetas:
  • Tipo:
    Lineal
  • Track:
    track.gpx
  • Topoguia:
    topoguia.pdf
Descripción

Desde la Plaza Mayor, hemos de dirigirnos hacia la parte baja del pueblo, junto a la Iglesia. Por el Castillo sale un camino que, entre huertos nos va a llevar a cruzar el río Viñazos.  Desde ahí, el camino comienza a ascender, camino de la Cruceta, salvando un gran desnivel en poca distancia. Al parar para descansar, no se puede olvidar volver la vista atrás y contemplar el pueblo que, poco a poco, se va alejando. A la izquierda tenemos la Sierra de la Veracruz y a nuestra derecha, el barranco de La Mina, de la que, al parecer, se extraía plomo.

En lo alto, después de tomar aliento, hemos de cruzar una pista forestal que nos encontramos. Cuando hemos descendido poco menos de un kilómetro, llegamos a una preciosa era, junto a unas impresionantes encinas. A la izquierda de la era, según llegamos, sale una senda que nos llevará a la Solana del Puerto, para ir después al Batán del Puerto. A nuestra derecha, abajo, irá quedando, en primer lugar el río de las Hoyas y después, la carretera.

En el Batán del Puerto, tras una hora y media de camino, se puede reposar y reponer fuerzas. Es un paraje privilegiado bajo una enorme piedra, donde se juntan el río de Las Hoyas y el Endrinales, para formar el río Madera. Retomamos la marcha buscando un camino que sale en dirección sur y va subiendo, hasta llegar a una explanada, seguimos de frente, y nos encontramos en los chalets de la Sierra del Agua, otro encantador paraje, a escasos 800 metros. del Batán.

 Desde la Sierra del Agua, la senda comienza a ascender de nuevo. Unos ochocientos metros después, junto al camino y bajo una roca, encontramos una fuente de la que emana escasa agua. Al poco el camino cruza el barranco para subir ahora por su vertiente derecha.

A trescientos metros de la fuente, habremos subido desde el río unos doscientos metros y el terreno se hace más suave, lo que nos permite tomar aire para finalizar nuestra subida. En dos ocasiones más, el camino vuelve a cruzar el lecho del arroyo, que es muy arenoso, producto de la erosión producida más arriba. En hora y media, desde el Batán del Puerto, habremos llegado a lo más alto de nuestro camino, en un carril que debemos cruzar transversalmente, junto a un mojón de delimitación de términos, ya que entramos en el de Molinicos.

La bajada hacia la Vegallera, que ya vimos desde lo alto, es suave por un camino bastante claro. A casi un kilómetro de la bajada, a la derecha del camino, se encuentran las ruinas de un corral. Poco después llegamos a una caseta construida sobre la fuente de la que se suministra el pueblo. No se nos olvide beber de ella y reconfortarnos ya que, en unos 600 metros, habremos llegado a nuestro destino.

Imagenes
Banners y RRSS